Fausto Jaimit Cabrera Dávila sufre un shock hiperglucémico por falta de su dosis diaria de insulina.

Poza Rica, Ver.- Víctima de la glucotoxicidad y la falta de su dosis diaria de insulina el regidor Fausto Jaimit Cabrera Dávila, caen en coma diabético.

La mañana de este miércoles 1 de julio, el edil del Ayuntamiento de Poza Rica, fue encontrado dentro de la camioneta oficial con número 222 estacionada en la colonia Laureles.

De acuerdo con declaraciones de familiares, el edil habría salido al rededor de las 5 horas para atender un asunto de emergencia de unas amistades que habitan en esta colonia.

No obstante las propias amistades confirmaron que en su domicilio estuvo atendiendo un conflicto y aproximadamente a las 7 horas se retiró.

Cerca de las 8 de la mañana, medio locales trasmitieron que el regidor estaba dormido en la camioneta sin que nadie confirmara la situación de salud del edil quien perdió el conocimiento por el incremento súbito de glucosa en sangre.

Minutos después fue trasladado al hospital de su familia con un registro de prueba rápido de 815 Mg/Dl de glucosa en sangre lo que provocó su desvanecimiento por lo que fue introducido a terapia intensiva para su control.

A finales del 2017, Fausto Jaimit fue diagnosticado con Diabetes Mellitos II luego de un caso parecido donde se desvaneció en la sala de su casa, confirmó su familia.

Tras varios tratamientos para el manejo de la enfermedad, en el 2018 fue declarado insulino dependiente y obligatoriamente necesita su dosis diaria de la hormona sintética para controlar el nivel de azúcar en sangre.

El internista que lo mantiene en monitoreo constante confirmó que actualmente se aplica 40 unidades de Humulin N y 30 de
Humulin R al día.

El médico indicó que estas hormonas son de acción intermedia las cuales debe inyectarse tanto en la mañana como en la noche, no obstante, para el caso en particular por no haberse inyectado oportunamente la dosis requería una insulina de acción inmediata.

Explicó que al ser un paciente de 40 años de edad y con obesidad tipo III, los picos pandriales y pospandriales por la ingesta de carbohidratos en todo momento puede provocarle un coma diabético hasta que se regule el nivel de glucosa en sangre que es 70 hasta 100 Mg/Dl en ayunas y 140 Mg/Dl, dos horas después de haber comido.

Hasta el momento se reporta grave su situación clínica y los médicos que lo atienden se encuentran enfocados en salvarle la vida.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.