Categorías
Estado

Sin propuestas y huyendo de la prensa Raquel Bonilla arrancan su campaña.

Le dan premio de consolación luego de perder la alcaldía de Poza Rica.

Raquel Bonilla Herrera huye de su propia rueda de prensa en donde se suponía que estaría pura prensa fifí para no arruinar su debut en campaña, sin embargo hubo quiénes se dieron cita en el lugar para preguntarle sobre sus propuestas y el nulo trabajo que hizo durante su estancia en la cámara de diputados.

Casi tres años representando a Poza Rica y lo único para lo que fue buena, es levantar la mano en favor de iniciativas de su partido sin moverles una coma, como les instruía el Presidente.

La actual candidata inicio su campaña un mes después de todos su contrincantes, pues en ese tiempo estuvo peleándose y moviendo sus cartas para competir por la alcaldía de Poza Rica, pero valió más ser amigo del Presidente de la República, que la opinión del gobernador y del secretario de gobierno, con quienes se peleó por qué no le quisieron dar la candidatura.

Y es que como ayudarla, si fue arrasada en las encuestas por Lizeth Guerra, quién desde un inicio ella cumplió con los lineamientos que marca la ley y era ella quién ocupaba el segundo lugar en encuestas y a quién le correspondía la candidatura. y como se siente la ama y señora de Morena en Poza Rica, le tuvieron que dar la reelección a la Diputación Federal, la cuál le costó quedarse sin el apoyo de sus padrinos funcionarios pues teniendo todo a favor, terminó en la lona.

Hoy la reelección de Raquel Bonilla a la diputación federal es un regalo de consolación de Roció Nahle García quién le dió una puñalada por la espalda al ver que Raquel no representaba el capital, ni el liderazgo que anunciaba.

Ella sentía que contaba con el apoyo de los funcionarios a nivel nacional, y ya se veía y sentía alcaldesa de la ciudad petrolero, mostrándose soberbia y altanera ante sus discípulos.

Pero como premiar a una Diputada con la reelección si también es cierto que se la paso metida más en las oficinas del palacio municipal donde mandaba y decidía qué se tenía que hacer porque sentía que tenía a Cuitláhuac a su merced para que la hiciera la primera autoridad de Poza Rica, es por ello que el alcalde ya había doblado las manos para entregarle la estafeta.

Es importante recordar que el nombre de la actual candidata no salía en el listado del registro a la candidatura de la Diputación Federal. Así que solo puede explicarse como una imposición o dedazo al viejo estilo PRI.

Después de su berrinche y pataleta no le alcanzo más que para regresarse como becaria de la nación y decidió no quedarse fuera de la ubre presupuestal, pero está vez no será tan fácil ganar la elección y arrasar en las urnas una elección histórica en el Distrito V, ya que es de mencionar que el peje no irá en la boleta.

La candidata declaró que no permitirán que personas que solo están buscando su propio beneficio gobiernen, haciendo referencia a su compañero Fernando Remes, quién a pesar de que no es fundador del partido, arrasó en las preferencias y generó las condiciones para arrebatarle su tan ansiada candidatura.

En esta ocasión no le sirvió ya la historia de su niñez, en donde cuenta que de niña su madre la mandaba a vender sus gelatinas de mosaico y su moronga y sus vecinos le compraban todo para que jugará con sus hijos, vecinos a los que ahora ve por debajo del hombro.

En su arranque de campaña sólo estuvieron presentes su equipo de trabajo, a los que logro conseguirles hueso, incrustandolos en la planilla del Pulpo Remes, al cual se dedicaron a atacarlo por todos los medios, descarrilarlo de la candidatura, ese mismo equipo hoy es un lastre para el pulpo pues continúan con la campaña de odio en su contra y sólo piden el voto para Raquel Bonilla a pesar de que el pulpo ya ha superado esa pelea interna.

La candidata saldrá a las calles para pedirle al pueblo bueno del V distrito su voto, ciudadanos que a los largo de casi tres años estuvieron esperando un cambio que les prometieron y que hoy nunca llegó a través del mismo personaje.

Bonilla espera que a la ciudadanía se olvide su pésimo trabajo y le vuelva a dar su confianza en las urnas, sin embargo la gente ya no quiere a este tipo de políticos que solo saben engordar su bolso.

En su arranque muy retrasado de campaña estuvo acompañada por trabajadores de diferentes áreas del ayuntamiento, los cuales conservan la esperanza que sean tomados en cuenta para la próxima administración, al igual estuvo presente su hermana Beatriz Bonilla Herrera, actual directora de comunicación social, el hijo del alcalde, quiénes al parecer son los únicos que confian en ella.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *