Categorías
Estado

Debut y despedida.


Los que vienen y los que se van.

Ha concluido el proceso de selección interna y como en toda contienda política hay vencedores y vencidos, pero indudablemente muchos heridos.

La historia sólo recuerda a los ganadores y los vencidos terminan en el olvido, lo que se viene, es esperar si los ganadores cometerán el error de perdonarle la vida a los heridos y vencidos del bando contrario bajo el riesgo que puedan regresar nuevamente a la batalla, o los aplastaran y tomaran su territorio como estrategas triunfantes.

Hablamos de Cecilia Guevara y el pulpo Remes del bando ganador.

Por el otro lado la gran perdedora Raquel Bonilla Herrera y sus vástagos que con todo a favor se fue en contra de los dos primeros y fue brutalmente abatida.

Y es que con un alcalde a favor, los medios de comunicación que manipulaba a conveniencia su hermana, con los funcionarios municipales en su gran mayoría a favor, con el respaldo de relaciones de funcionarios a nivel Estado, el presupuesto, la maquinaria política, el partido secuestrado, en fin incontables ventajas a favor, el resultado definitivo es que perdió.

¿Que significa esto? Que era un liderazgo endeble de papel, sin capacidad política ni de negociación, ignorante de las formas, pero sobre todo ajena a la realidad, quienes la siguieron se dejaron llevar por todas estas ventajas, sin embargo no advirtieron que lo que estaba mal era su líder, quien de forma absolutista tomaba decisiones unilaterales que afectaban a todos.

Sus más cercanos adoptando su estilo compraron el pleito y agredieron y denostaron a los hoy vencedores, a base de burlas y segregación, en todo momento minimizaron a los contendientes contrarios, bajo la premisa de que MORENA era suyo porque ellos lo fundaron sin darse cuenta de que son ellos bajo este criterio territorial los que se alejaron de los ideales del partido y provocaron el divisionismo al interior quedandose solos, siendo ellos una fracción minoritaria.

Hoy Remes y Guevara saben que unidos garantizan el triunfo y que no necesitan para nada de Bonilla y sus cercanos, no los necesitan pero sobre todo la elección está garantizada aún más sin su participación, pues el electorado tiene en sus preferencias a MORENA, no hay nada que negociar con los derrotados sobre todo por la falta de civilidad política mostrada.

Hoy Remes y Guevara son los que deciden y Bonilla ya es historia, los más inteligentes se pondrán de rodillas esperando el perdón, los menos inteligentes se quedarán con ella en el exilio.

Pero en Poza Rica el escenario político ya no será el mismo hay que esperar a los que vienen porque contundentemente los otros sólo se van dejando un mal sabor de boca con su debut.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *